Las AMPA han comunicado a FAMPA las incidencias que han causado las lluvias de la semana pasada en los centros escolares y que en diversas localidades como Almassora, Vila-real, La Vall d’Uixò, Nules, Vall d’Alba y Betxí han obligado a las direcciones de algunas escuelas a suspender la actividad docente. La mayoría de los problemas han surgido debido al mal estado de las infraestructuras escolares, puesto que los más frecuentes han sido el desperfecto de bienes materiales por problemas de goteras e inundaciones en los accesos a los centros que en el caso de Betxí y Ludiente han obligado a suspender las clases. Asimismo también se han anulado las clases en Vila-real y Almassora por cortes de luz.

Cabe destacar, el derrumbamiento del techo del aula del comedor escolar del CEIP José Soriano de Vila-real y la caída de árboles debido al viento y la lluvia en el patio del instituto de Nules. El AMPA del CEIP Carlos Sarthou de Vila-real también ha comunicado problemas en el edificio de Infantil y pide la construcción de un nuevo aulario, puesto que considera que las continuas reparaciones que se llevan a cabo son insuficientes para garantizar el buen estado de las infraestructuras. Por otra parte, el AMPA del CEIP Regina Violant de Almassora, centro íntegramente en barracones, pide al ayuntamiento prevenir las situaciones de caos que se generan en el centro suspendiendo la actividad escolar los días de lluvia, antes de que los niños y niñas lleguen al centro. Y es que, según explican las familias, las condiciones del centro impiden la actividad normal en temporadas de lluvia por inundaciones y goteras.